Piden que el Ministerio de Ambiente evalúe el impacto ambiental de Agua Rica

ADEMÁS RATIFICAN LA COMPETENCIA DEL MUNICIPIO EN LA ACTIVIDAD MINERA
Piden que el Ministerio de Ambiente evalúe el impacto ambiental de Agua Rica
Concejales del oficialismo de Andalgalá aprobaron un proyecto en el que piden a la ministra de Minería que convoque a su par, Alberto Kozicki.
Piden que el Ministerio de Ambiente evalúe el impacto ambiental de Agua Rica

Los concejales de Andalgalá Luis Olas (bloque Unipersonal), Agustín Brizuela, Marcela Ignes y Erika Maidana (Juntos por el Cambio) aprobaron un proyecto de Comunicación en que solicitan la intervención del Ministerio de Agua, Energía y Medio Ambiente que dirige Alberto Kozicki para que realice la totalidad del inventario del ambiente glaciar y ambiente periglaciar en toda la Cuenca Alta del Río Andalgalá.

Además, solicitan que el Ministerio de Minería «realice la gestión institucional de manera urgente de un proyecto de ley y/o la firma de convenio de cooperación inter-ministerio a los fines de garantizar la inminente participación vinculante como órgano competente del Ministerio de Agua, Energía y Medio Ambiente de la Provincia de Catamarca en los procesos de estudios del Informe de Impacto Ambiental de los proyectos de actividad minera a gran escala, en forma coordinada con el Municipio de Andalgalá, en función de sus competencias, para la aprobación de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) de esos proyectos».

En los fundamentos de la iniciativa, los ediles cuestionan aspectos técnicos del informe de Impacto Ambiental que recibieron el 27 de abril y que se analizó en Comisión . En este sentido, solicitan que participen al municipio en todas las gestiones vinculadas con la minería al recordar que todavía está en vigencia la ordenanza que prohibió la actividad minera porque el municipio, a través del intendente Eduardo Córdoba, apeló la sentencia de la Corte de Justicia que declaró la inconstitucionalidad.

Los ediles del Frente de Todos Sebastián Almada, Ángel Santillán, Laura Atencio no acompañaron el proyecto al argumentar que no había sido analizado con tiempo.

En el artículo dos de la iniciativa le solicitan a la ministra de Minería, Fernanda Avila, el cumplimiento de toda la legislación ambiental vigente para la actividad minera con especial énfasis en el estudio y evaluación de informes de impacto ambiental. Igualmente, le piden que ella solicite a la empresa Minera Agua Rica «realice una completa descripción del entorno ambiental de la zona del proyecto minero, de todo ello resultaría una información básica y certera a la hora de evaluar los posibles impactos ambientales de todas las actividades que se pretenden realizar (trazado de nuevas huellas mineras, pozos de cateo y exploración hidrogeológicos, tránsito de maquinaria pesada y emisiones de gases)».

Más adelante, le recuerdan a Ávila que todas las gestiones vinculadas con el desarrollo de la actividad minera deben realizarse con participación del municipio, «puesto que en materia de medio ambiente, la competencia es local conforme a la Carta Orgánica de Andalgalá», y mencionan otras leyes y pactos que garantizan «la autodeterminación de los pueblos para que los procesos de estudio y evaluación de impacto ambiental de proyectos mineros y/o sus diferentes etapas a gran escala, se ajusten a derecho».

En el artículo quinto de la iniciativa informan a la ministra Fernanda Ávila que cualquier «Declaración de Impacto de Ambiental será tenida como nula para la aprobación de nuevos trazados de huellas mineras en el marco del Proyecto M.A.R.A. (Yacimiento Agua Rica, ubicado en la alta Cuenca del Río Andalgalá), porque ello produciría un serie de “impactos acumulativos negativos en retroceso” por la apertura de caminos realizados en las diferentes etapas de exploraciones avanzada en la Sub-cuenca del Río Mina.

En los fundamentos, los ediles sostienen que «no se estarían respetando los principios precautorios y preventivos instituidos por Ley N°25.675, Ley General del Ambiente, al otorgar permisos solicitados por la empresa para la construcción de nuevas huellas mineras, construcción de plataformas y realización de once perforaciones hidrogeológicas».

En otro punto, los ediles observaron que en lo referido a “estudio arqueológico que especifique la no existencia de sitios arqueológicos en el área donde se llevarán a cabo las actividades”, la empresa minera anexa estudios arqueológicos realizados en el marco del IIA de 2.006 y 2.007, que había sido cuestionada en la Justicia.

«En la Ciudad de Andalgalá, como es de público conocimiento, el tejido social se encuentra lesionado y muy sensible, no solo por la acuciante situación epidemiológica de pandemia COVID-19, sino también porque en este difícil escenario social y sanitario se estaría produciendo la incursión megaminera en el Yacimiento Agua Rica», advirtieron los ediles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.